jueves, 17 de enero de 2013

Es Nogales el municipio con más intoxicaciones en la última semana


Hermosillo, Sonora.- La Secretaría de Salud reitera el llamado a la población para extremar medidas preventivas para evitar intoxicaciones por gas butano y monóxido de carbono, principalmente a los habitantes de Nogales, donde se presentó el mayor número de casos en la última semana.
“Se debe al inadecuado manejo y forma de calentar la vivienda, sabemos que la población utiliza lo que tiene a la mano, pero debe de tomar las precauciones necesarias para evitar las intoxicaciones”, comentó el director de Epidemiología de la dependencia, Sergio Olvera Alba.
El especialista dio a conocer que en la semana del 6 al 12 de enero se registraron 32 casos de padecimientos relacionados con las bajas temperaturas: 28 intoxicaciones por monóxido de carbono, tres por gas butano y uno por quemaduras.
Del total de los casos de intoxicaciones, 30 ocurrieron en Nogales, mientras que uno fue en Cananea y el caso de quemaduras fue en Hermosillo en un masculino de 45 años que falleció al intentar proporcionarse calor con unas brasas que introdujo a su hogar.
En lo que va de la temporada invernal 2012-2013 son 65 casos de enfermedades relacionadas con el frío las que se han acumulado: 50 intoxicaciones por monóxido de carbón, 14 por gas butano y una por quemaduras; y se han contabilizado siete defunciones: seis por intoxicación por monóxido de carbono y un caso de quemadura.
La recomendación es evitar los aparatos que utilizan carbón o gas para proporcionar calor en el hogar y que mejor se usen calentones eléctricos.
“Y si se utilizan calentadores eléctricos, hay que consumir muchos líquidos porque el calentador eléctrico reseca las vías respiratorias”, comentó Olvera Alba.

No hay comentarios:

Publicar un comentario